lunes, 12 de diciembre de 2011

Volovanes de gambas, espárragos trigueros y otros...






Los mini bocaditos rellenos, en mi opinión, gozan de "un no sé qué" que los hace muy atractivos a la vista. Personalmente veo uno y enseguida lo quiero probar. Son algo así como un pincho pero con cobertura de lujo.

 En el mercado podemos encontrar pequeños hojaldres de distintos tamaños llamados "volován", del francés "vol-au-vent". También disponemos de tartaletas de masa brisa con la misma finalidad, la de rellenarlas a nuestro gusto con preparaciones dulces, saladas, frías, o calientes.

Para obtener un buen resultado hay que asegurarse de que las bases sean de calidad. No las compréis en establecimientos con poca salida de producto porque podrían estar pasadas. Algunas saben mucho a harina o resultan muy dulces, si se quieren emplear en preparaciones saladas. Es mejor preguntar al comercial, o probar antes de cocinar por si acaso. También es importante elegir el tamaño adecuado según sea el tipo de relleno.

Otra cosa que hay que tener en cuenta es a que hora del día, o a que tipo de celebración. vais a destinar la preparación. No es lo mismo si es para un aperitivo o cóctel, donde lo más adecuado es que sean de tamaño pequeño, que si es para una merienda o buffet.

Aquí tenéis unos muy sencillos de hacer por si os animáis a ello.

Ingredientes  (las cantidades deben estar proporcionadas)

Volovanes mini
Espárragos trigueros muy delgaditos
Gambas congeladas de tamaño pequeño
Cebolla tierna
Harina blanca de trigo
Leche
Mantequilla
Nuez moscada
Pimienta
Sal

Descongelar las gambas y escurrir. Secar con papel de cocina.

Hacer un sofrito con la cebolla hasta dorar. Incorporar los espárragos cortados a trocitos pequeños y saltear. Condimentar con un poco de sal.

Añadir las gambas y sofreír solo hasta que cambien de color. Las gambas ya suelen llevar sal, así que no hace falta añadir más.

Hacer la bechamel.





Cantidad de bechamel necesaria para rellenar 12 volovanes mini

20 g de mantequilla
 1 cucharada rasa de harina
  1 vaso, de los de agua, de leche caliente

Con el fuego al mínimo, deshacemos en una cazuela, o en la misma sartén, la mantequilla sin que llegue a hervir.  Echar la harina poco a poco sin dejar de remover (con las varillas) hasta que se integren los dos componentes.

A continuación añadir poco a poco la leche bien caliente, removiendo sin parar, hasta que la harina la absorba y se consiga una textura cremosa. Dejar hervir unos instantes. Condimentar con un poco de nuez moscada rallada.

Añadir a la bechamel el sofrito reservado y solo si hiciera falta, añadir sal. Dejar templar antes de rellenar.

Para adornar, marcar unas cuantas gambas en la plancha. Antes de hacer eso las debéis secar bien con un papel de cocina para restar humedad. 

Si os cabe, porque hay que tener en cuenta que son muy pequeños, también se podría rematar cada volován con una punta de espárrago a la plancha.

 Precalentar el horno a 200º y dar un toque de calor. Servir inmediatamente.





Tartaletas gratinadas de pollo, champiñones y pimientos del piquillo (cantidades para 15 de tamaño mini)





   
Ingredientes

100 g de pechuga de pollo
4 champiñones frescos
2 pimientos del piquillo
30 g de cebolla tierna
Queso rallado tricolor
Harina de trigo
1 vaso de los de agua de leche
Aceite de oliva
 Pimienta rosa
Sal

Cocinar la pechuga a la plancha condimentada con sal y pimienta.

En la misma sartén, con un poco de aceite, sofreír la cebolla picada muy fina. Cuando haya cogido color añadir los champiñones también muy picados. Sofreír conjuntamente unos minutos. Debe haber aceite en la base para poder hacer la bechamel en ella, si no es así añadir un poquito más.

Retirar del fuego la sartén y añadir la misma cantidad de harina que arriba (esta bechamel se hace directamente en la sartén con aceite en lugar de mantequilla). Dar unas vueltas a fuego bajo para que se integre y se tueste un poco. Añadir la leche bien caliente sin dejar de remover, y hervir unos minutos hasta que veáis que se forma una crema ligera.

Condimentar con sal.

Picar muy fino el pollo y los pimientos. Añadir a la bechamel. Remover bien para que se integren todos los ingredientes y condimentar con sal si hiciera falta.

Rellenar las tartaletas, distribuir el queso rallado por encima y gratinar a 200º.

No precalentar el horno con mucha antelación porque sino el queso en lugar de deshacerse se endurecerá.

Servir recién hechas.



17 comentarios:

  1. Ese rellenito! calentito...que ricos hija mia estos vol au vent cualquiera le dice que no a una bandeja como esta
    Un abrazo muy fuerte mi super Lady.

    ResponderEliminar
  2. ¡Cómo me gustan estas cositas!! Son una monada, son ricas, no podemos pedir más. Me ha gustado mucho el relleno, suelo prepararlos siempre en frío, pero ese toque de horno con tu preparación tiene que estar rico, rico...toma nota, guapetona.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Qué sería de una mesa de Navidad sin estos aperitivos? para mí una cosa va unida a la otra.
    Son tan sencillos, vistosos y versátiles que quedan perfectos siempre!!

    ResponderEliminar
  4. No sé a quién se le ocurrió la idea de los volovanes, pero habría que levantarle un monumento: fáciles de rellenar y cualquier cosita les sienta bien. Lo dicho, un monumento. Besos.

    ResponderEliminar
  5. Ummmm...estan diciendo comeme,que relleno mas bueno!
    Besets.

    ResponderEliminar
  6. Que buenos Blue!, hace tanto que no los hago... me encanta este relleno, una delicia!!. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Qué buena idea para estas fiestas... me lo apunto!

    ResponderEliminar
  8. Ay Blue con el hambre que tengo a estas horitas y ver esto creo que tendré que ir corriendo a asaltar mi nevera porque aunque siga aqui pegadita a la pantalla, creo que no se van a dejar caer verdad ? jaja....

    Deliciosos !!!

    Besinos.

    ResponderEliminar
  9. Una delicia, para la vista y para el paladar idem.
    Un besito preciosa.

    ResponderEliminar
  10. Tu me donnes faim. Un plat délicieux.
    A très bientôt

    ResponderEliminar
  11. Qué juego dan siempre los volovanes, ¡a mí me encantan!.
    El relleno que les has puesto es una delicia.
    Un besote, guapa.

    ResponderEliminar
  12. Qué aperitivos tan ricos para la navidad y cualquier fiesta, me encantan!

    ResponderEliminar
  13. Hola Blue Lady, gracias por pasar a visitarme, yo hace mucho que no paso por acá, y prometo venir más seguido luego de las fiestas. Me alegra volver y encontrarme con esta delicia! Tenemos que visitarnos! Besos,

    ResponderEliminar
  14. POndré tu link a la derecha de mi página principal, así no me pierdo las actualizaciones, un beso

    ResponderEliminar
  15. Que bien sientan siempre un picoteo asi.
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  16. Una idea genial, es una base estupenda para añadir más combinaciones y que se puede preparar con antelación.

    ResponderEliminar
  17. me ha encanado tu receta , felcidades¡¡¡¡

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y observaciones. Todos y cada uno de ellos son bien recibidos, y tenidos en cuenta. Gracias también por tener la generosidad de transmitir a través de vuestros blogs todos esos conocimientos que me han sido tan útiles para mejorar, y seguir aprendiendo.
También mi más sincero agradecimiento a todos esos anónimos aficionados a la cocina que dedican parte de su tiempo a ver mis recetas. Espero que la visita les pueda ser de utilidad.
Un beso, y un abrazo grande a todos.