lunes, 16 de agosto de 2010

Arroz caldoso con rape y marisco




No necesita mucha presentación ¿Verdad?.. Y además es muy fácil de hacer. 

  

Ingredientes para 4 personas

250 g de arroz redondo
1 cola de rape mediana
200 g de almejas
1 kg de mejillones 
1 sepia mediana fresca con la melsa
1/2 pimiento rojo
150 g tomates muy maduros
250 g de cebolla
1 diente de ajo
2 ramas de perejil fresco 
1 hojas de laurel
1 cucharadita rasa de pimentón dulce
2 l. de caldo de pescado 
Aceite
Sal
Pimienta


Limpiar trocear la sepia. Saltear con un poquito de aceite bien caliente durante unos segundos. Reservar.

En la misma cazuela, hacer un buen sofrito con la cebolla y el  pimiento cortados en brunoise. El ajo y perejil machacados en el mortero y finalmente el tomate, por ese orden. Condimentar con sal y el pimentón. Tener cuidado con el pimentón, es mejor añadir fuera del fuego y que se integre con el calor residual. Si se quema le dará un sabor amargo al fondo.

Abrir las almejas y los mejillones al vapor. Colar.

Medir la cantidad de caldo total que vais a necesitar, y poner fuego lento para que se vaya calentando.

A continuación cortar el rape a rodajas.

Medir el arroz.

Una vez tengáis el sofrito listo añadir la sepia reservada. Diluir la melsa de la sepia en el sofrito. Rehogar unos minutos y añadir el arroz. Remover de nuevo para que se integre todo y echar el caldo hirviendo. Sazonar con sal, si hiciera falta, la pimienta, y el laurel.

Cocinar a fuego medio bajo. Tener en cuenta el tiempo de cocción del arroz en las indicaciones del envase. Comprobar la sal.

Cuando al arroz le falten 10 minutos para terminar de hacerse, añadir el rape, los mejillones y las almejas. Terminar  la cocción a fuego lento.

Para recordar: Antes de utilizar las almejas las debéis poner en un recipiente cubiertas de agua mineral con un poco de sal, durante un par de horas, para que suelten la arena, si es que la tuvieran. Se pueden guardar en la nevera hasta que las vayáis a utilizar pero no más de dos días. Antes de cocinar hay que enjuagarlas bien en agua corriente.

Para abrir al vapor solo tenéis que ponerlas en el interior de un cazo con medio dedo de agua mineral. A continuación tapar. Dar un hervor. Apagar el fuego y remover. Volver a tapar. Con el calor residual se terminarán de abrir. 

Los mejillones se limpian raspando bien las valvas con un cuchillo o con un estropajo de aluminio que guardareis solo para este fin. Se enjuagan bien y ya están listos para cocinar. Si no los vais a utilizar enseguida conservar en la nevera como máximo dos días. Cada día que pase pierden frescor y jugosidad.

Una ves los tengáis limpios introducir en una olla o cacerola no muy grande, que queden un poco justos. Añadir un dedo de agua. Poner a hervir a fuego fuerte con la olla tapada, En el primer hervor, apagar el fuego, destapar la olla, dar una vuelta a los mejillones y tapar de nuevo. Con el propio calor del vapor se terminaran de hacer.

Se pueden abrir con vino blanco, con hierbas aromáticas. Incluso a fuego muy lento sin añadir líquido alguno, para que se hagan en su propio jugo. En ese caso hay que tener cuidado, si no son muy frescos o los habéis tenido días en la nevera y han perdido líquido se pueden quemar.


18 comentarios:

  1. Hay que tener la baguette de pan bajo el brazo para mojar.

    Besitos!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  2. Que bueno esta tu arroz!!!!....que ganas de probarlo se ve exquisito....Abrazos, Marcela

    ResponderEliminar
  3. Este arroz se ve rico, muy rico. Saludos

    ResponderEliminar
  4. riquisimo arroz con esos ingredientes!!
    bss.

    ResponderEliminar
  5. Con esos igredientes tan buenos tiene que estar delicioso, saludos.

    ResponderEliminar
  6. Que buenooooooo...... como me gustan a mi estos platos!

    ResponderEliminar
  7. Que rico arroz, me quedo a comer,un beso.

    ResponderEliminar
  8. Hola, respecto a tu pregunta sobre la tarta de leche merengada que viste en mi blog, decirte que yo para estas tartas utilizo un molde con paredes desmoldables y nunca he tenido ningún problema, eso sí, la tarta debe estar bien cuajada para que tenga consistencia. Antes de abrir el molde le paso siempre un cuchillo por el lateral para asegurarme que se despega bien.

    Si tienes alguna otra duda, ya sabes para eso estamos.

    Saludos!
    Ana de: 5 sentidos en la cocina

    ResponderEliminar
  9. Gracias por vuestros comentarios. Es un plato que suele gustar bastante, ya lo sabéis. Saludos a todos.

    ResponderEliminar
  10. Te ha quedado un arroz estupendo, el saborcito del rape, las almejas y los mejillnes, que delcia.
    Ya tenias razon el rojo te resalta mas y te favorece, un cambio muy chulo.
    besoss guapaaaaa

    ResponderEliminar
  11. Pero qué marinero y bueno veo todo!! Esta receta de las que no dejo ni rastro en el plato y con el rape más aún!!! Encima caldosito!! A mí me has ganado!
    Pero veo también por aquí unos espaguetis y deben estar divinos con los mejillones!! Te has marcado estas dos recetas!

    besitos

    ResponderEliminar
  12. Que delicia de arrocito,tomo nota.Muy buen post al detalle.
    Un besito wuapísima.

    ResponderEliminar
  13. Cucú!!! Hola... este paso a paso del arroz caldoso está para no perdérselo,o para perderse con él.
    Buenoooo... a mi marido le va a encantar.
    ***Besikos.

    ResponderEliminar
  14. ce riz aux saveurs marine me séduit beaucoup
    il doit être excellent, vous avez dû vous régaler
    ps: pour mes recettes au chocolat tu prends ce que tu veux c'est avec un grand plaisir
    bonne soirée

    ResponderEliminar
  15. Arroz caldoso, como lo hacía mi madre, riquisimo me encanta el arroz con un poquito de caldo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Los arroces caldosos suelen hacerse bastante por aquí, cerca del mediterráneo. Probablemente en otras autonomías tengan su propia versión, ya sabeis que el arroz es muy versatil. Gracias a todos por vuestra visita. Besosss!

    ResponderEliminar
  17. Gracias ANA, ya he tomado nota...

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y observaciones. Todos y cada uno de ellos son bien recibidos, y tenidos en cuenta. Gracias también por tener la generosidad de transmitir a través de vuestros blogs todos esos conocimientos que me han sido tan útiles para mejorar, y seguir aprendiendo.
También mi más sincero agradecimiento a todos esos anónimos aficionados a la cocina que dedican parte de su tiempo a ver mis recetas. Espero que la visita les pueda ser de utilidad.
Un beso, y un abrazo grande a todos.