miércoles, 20 de noviembre de 2013

Fideos con hortalizas al estilo oriental


La cocina avanza a pasos agigantados y no solo en desarrollar técnicas que nos permiten aprovechar mejor los alimentos y sus propiedades sino también en la búsqueda de nuevas formas para prepararlos y así ahorrar tiempo o calorías. Debido a ello, procuro conocer cual es la mejor manera de elaborar mis platos, aunque no deje de lado la cocina tradicional de cocciones largas y exceso de calorías. Tampoco creo que sea necesario renunciar del todo a dos buenos huevos fritos con chorizo, o a un cocido con su tocino, su carne y sus garbanzos.

En ese camino hacia lo saludable llegué, hace muchísimo tiempo, a la cocina oriental y a través de ella descubrí el wok chino. El que utilizo es el de hierro colado; permite cocinar cualquier alimento sin apenas añadir aceite. La técnica consiste en calentar el wok a temperatura alta y saltear los alimentos por un espacio corto de tiempo, por tandas y además por orden de dureza. Es mejor no saltear mucha cantidad a la vez para facilitar la cocción.

Los alimentos salteados en wok, al igual que los cocinados al vapor, conservan sus nutrientes esenciales por lo tanto es una herramienta perfecta para quienes desean alimentarse de manera más sana.

Aunque esta receta de pasta no deja de ser una versión adaptada de la cocina oriental he tenido en cuenta algunos detalles como por ejemplo el corte y el tamaño de los alimentos que en China constituye todo un arte. La carne siempre debe cortarse al través de su fibra y las hortalizas en trozos pequeños, a rodajas o en tiras dependiendo un poco de su forma. 

Para preparar este plato es conveniente elegir siempre productos muy frescos.

Ingredientes para 4 personas
350 g de fideos chinos
2 alcachofas muy tiernas
150 g de zanahorias
150 g de pimiento rojo
1 pimiento verde mediano
200 g de guisantes finos
1/2 calabacín pequeño
10 champiñones portobello
2 cebollas tiernas medianas
2 ajos tiernos
2 pastillas de sopicaldo
1 guindilla o tabasco (el picante es opcional)
2 cucharadas de salsa de soja
12 cucharaditas de nam pla (salsa de pescado)
8 cucharaditas de vinagre chino (es suave)
2 cucharadas rasas de azúcar moreno
Cacahuetes tostados (opcional)
Aceite vegetal
Sal


Antes de empezar a cocinar debemos tener todas las hortalizas limpias y cortadas.

Empezaremos calentando el wok, a fuego vivo, durante diez minutos.

Poner en el fondo un poco de aceite y con un papel de cocina distribuir este por toda la superficie. Calentar bien y saltear la guindilla sin semillas unos instantes (si habéis elegido ponerla). Retirar.

A continuación sin añadir más aceite cocinar las hortalizas en el siguiente orden:

Las alcachofas

Solo se aprovecha la parte más tierna. Partidas por la mitad, se cortan a rodajas muy finas. Tienen su pequeño truco: Introducir en el wok sin más aceite que el que os he dicho. Voltear apenas medio minuto con dos espátulas y echar una cucharada sopera de agua a gotitas para ayudar a que se ablanden un poco.

Las zanahorias y guisantes

Introducir inmediatamente las zanahorias cortadas a tiras cortas junto con los guisantes que con su aportación de líquido ayudarán también  a la cocción de la alcachofa. Voltear un minuto y cuando notéis que ya no sale vapor añadir unas gotas de aceite. Sofreír a fuego alto un minuto escaso.

 Pimiento rojo y verde


El pimiento rojo a tiras y el verde, más estrecho, a rodajas. Echar una cucharada de aceite para facilitar la cocción. Sofreír un minuto volteando las hortalizas sin parar.

Calabacín

Al ser estrecho lo he cortado a rodajas finas en diagonal, y de nuevo en diagonal a tiras. Como sabéis es una hortaliza muy tierna, así que solo necesitará medio minuto escaso de sofrito antes de introducir la cebolla y el ajo tierno.

Cebolla y ajo tierno

La cebolla cortada a cuadrados regulares y el ajo tierno a tiras cortas. Las dos hortalizas se harán en un minuto y medio aprox. La cebolla y el ajo al final de la cocción deben estar transparentes. Recordar echar unas gotas de aceite de vez en cuando para facilitar su cocción y hay que controlar el fuego. Si no sois lo bastante rápidas poner a medio alto.

En el caso de que no dispongáis de cebolla y ajo tierno, también se puede utilizar la cebolla de cocina habitual y los ajos secos. En ese caso sofreír los dos antes de la alcachofa con unas gotas de aceite y reservar. Introducir de nuevo en el salteado de hortalizas al final de la cocción de todas ellas. Si no lo hacéis así perderán la textura al dente tan característica de la cocina con wok.

Los champiñones


Como no eran muy grandes los he cortado a rodajas. Sofreír hasta que veáis que se ablandan un poco, más o menos otro minuto escaso. Apagar el fuego y con el calor residual todas las hortalizas quedarán al dente.


Si habéis elegido poner tabasco en lugar de guindilla este es el momento, con una cucharadita y media de las de café rasas es más que suficiente. Condimentar las hortalizas con el picante y mezclar bien.


Poner a calentar agua  en una olla grande con las dos pastillas de sopicaldo y hervir los fideos el tiempo que os indique el fabricante que nunca suele ser mucho, apenas unos tres minutos. Escurrir.

Mientras tanto prepararemos la salsa mezclando la soja, la salsa de pescado, el vinagre chino (el vinagre de arroz para sushi es mucho más fuerte), y el azúcar moreno bien disuelto. Echar en el wok junto con las hortalizas y mezclar. Calentar un poco.
En la fotografía observaréis que he utilizado azúcar moreno en perlas, pero es que en este momento no disponía de otro.

A continuación echar los fideos en el wok y mezclar bien con las hortalizas para que se impregnen de todos los sabores. Mantener el fuego unos segundos para que cojan algo de temperatura y servir inmediatamente.

Se puede adornar con una picada de cacahuetes tostados por encima, le dan un toque crujiente muy rico.

¡Qué os aproveche!


27 comentarios:

  1. Mmmmm cómo me gustaaaaaa!! Me llevo un buen plato que ya no como nada más hoy!. Besicos

    ResponderEliminar
  2. como apetece un plato asi!!! q maravilla!!!!

    ResponderEliminar
  3. Wow! Que pasada de fideos has cocinado. Solo de ver las fotos me entra un hambre impresionante y mi estomago hace todo tipo de ruidos. Me los apunto para `prepararlos en caa por que me parecen espectaculares! Un besote

    ResponderEliminar
  4. Delicioso tu plato y completo a tope, me encanta pero como ya sabes que me gusta polemizar te diré que de acuerdo en que no tiene una que privarse de nada pero con lo del exceso de calorías y de cocciones...ya no estoy tan de acuerdo. Si nos comemos un cocido tradicional, nos servimos una ración pequeña y nos privamos de postre calórico, ya compensé. En cuanto al exceso de cocción pienso que proviene de la ignorancia que había antes respecto a muchas cosas. Tú eres la primera que no lo pone en práctica ya que todas tus recetas son perfectas en ese punto, en ese y en los demás como lo prueba la que nos ofreces hoy. Bueno, ¿has visto que peleona me he levantado hoy? Un besazo

    ResponderEliminar
  5. Cielo tiene una pinta espectacular, además con un montón de ingredientes súper apetecibles! Besitos reina!

    ResponderEliminar
  6. Jaja, y a mi me gusta que lo hagas Ruqui porque en definitiva se trata de intercambiar y aprender un poco de tod@s. Claro que se pueden compensar las comidas, en eso estoy totalmente de acuerdo. Incluso, como bien has dicho en tu blog en alguna ocasión, después de una buena comida te das una vuelta de dos horas por el campo y quemas lo que has tomado de más sobradamente. En cuanto a la cocina tradicional algo más calórica de base debido a la gran cantidad de fritos y alimentos grasos de muchas de sus recetas, creo que ya hay una conciencia colectiva bastante amplia a disminuir considerablemente la materia grasa, eligiendo carnes más magras, utilizando menos aceite e incluso adquiriendo sartenes o cazuelas (como el wok, cocotte, sartenes de material refractario...) en las que se cocina con menos aceite. Tienes razón cuando dices que me preocupan los tiempos de cocción porque no me gusta que la comida se me pase, por eso en muchas ocasiones puntualizo sobre ello, pero el comentario lo hice más para diferenciar entre una y otra técnica más que por otra razón. Y porque cocino platos tradicionales como el rustido, cocido, tortilla de patatas, estofados... Que si les quitas tiempo y grasa no son lo mismo, el sabor cambia. Nunca haré una tortilla de patatas habiendo cocinado previamente las patatas en el microondas, ¡Nuncaaaa!.. Si acaso las escurriré de su aceite y poco más. Hay estofados de carne hechos al chup, chup (jeje) que no se pueden comparar con los de las ollas rápidas, porque en la cocción tradicional según va disminuyendo el líquido se va concentrando el sabor y al mismo tiempo confitando... Y se va añadiendo líquido a cucharaditas y confitando...
    En fin, que me ha encantado que te hayas levantado con tanta energía hoy preciosa mia, jeje
    Un beso grandeeee.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, a lo largo del día se me ha ido bajando el ánimo, no creas, y es que vaya tiempecito que tenemos... Ni un paseo de 10 minutos he podido dar así que hoy castigada sin cenar, jeje. Me encanta la defensa que haces de la cocina tradicional. A mi también me gusta, es como nuestra abuela. Somos lo que somos gracias a ella pero ya no nos parecemos en todo...sabemos más cosas y tenemos otras necesidades y carencias, entre ellas la del tiempo. Muchas gracias por contestarme. Lo del chup, chup no se puede expresar mejor. Un beso

      Eliminar
  7. Gracias por la receta me rondaba la idea y no sabia como hacerla!!besos

    ResponderEliminar
  8. Que resultado de platito tan bueno.
    Y la explicación fenomenal.
    Un saludito

    ResponderEliminar
  9. Madre mía todo lo que lleva y la pinta tan buena que tiene, a nosotras la comida oriental nos encanta ósea que esta seguro que nos encantara

    ResponderEliminar
  10. Alba!Te has marcado unos fideos de categoria! vamos,todo un espectaculo de sabores......ya me imagino como estaran de ricos.
    Perdona que no te comente mas amenudo,pero no doy para mas....siempre me falta tiempo.
    Besets.

    ResponderEliminar
  11. La pinta es espectacular y el resultado no hay más que verlo.
    En cuanto a las formas de cocinar y la eliminación de productos que consideramos menos sanos, ya hablaremos otro día, pues todo en su justa medida es necesario y además produce satisfacción que también es muy buena para la salud.
    Ah! y los fideos (que ricos), aportan una gran cantidad de hidratos; es decir un aporte de calorías importante.
    Besos
    Jorge.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si Jorge, desde luego no estamos delante de un plato de dieta, pero tampoco se puede decir que tiene exceso de calorías. 100 grms. de pasta hervida vienen a ser unas 350 calorias (la aportación de grasa está en el 4%) en este caso tocan a unos 87´5 grms. por comensal (más que suficiente). Se cocinan las verduras con dos o tres cucharadas de aceite como mucho, y los demás ingredientes son vegetales. Las cantidades de los que no son estrictamente de dieta como el pimiento rojo y los guisantes son mínimas y repartidas igualmente entre cuatro. Las calorías de la salsa de la soja, o las de la salsa de pescado son igualmente bajas.

      Creo que es bastante recomendable.

      Abrazos.

      Eliminar
  12. Que plato mas bueno y sano con todas esas verdurinas ,a mi como me encantan lo encuentro genial ,qur pinta mas estupenda
    besinos guapa

    ResponderEliminar
  13. Pues no hay nada más que ver las fotos para que te entren ganas de probarlos...

    Un besazo

    ResponderEliminar
  14. Que buena receta y tan bien explicada que ya me dan ganas de prepararlos!! Besos

    ResponderEliminar
  15. Alba, esto es un trabajo bien hecho. ¡Que estupenda receta y que maravillosa explicación! De las fotografías te diré que se comen. Casi ... se huelen. Algún día oleremos por internet, ya verás. O no lo veremos, pero llegará, jeje

    Me gustan todos los ingredientes menos uno. Y no, no es que no me guste uno, no te asustes, jajajaja
    Explicación: Nunca he comido fideos chinos. ¿Me gustarán? Seguro que sí, porque todo lo que recomiendas me ha gustado.

    Y, con el día de frío y lluvia que tenemos hoy y que tendremos mañana también me apetece un plato del potaje de judías que tienes un poco más abajo.. ¡qué rico!!!

    Besos, guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Prueba Finuca, con las hortalizas que tienes por ahí te quedarían riquísimos. También puedes hacerlos con langostinos que se que te gustan mucho.

      Besitos.

      Eliminar
    2. Alba. Te copio la respuesta que te he dejado en mi blog. Es para ahorrarte un paseo porque ¡vaya dos! nos quejamos de poco tiempo y andamos kms. para contestarnos, jajaja ¡¡¡Muchas gracias!!!

      Los probaré, Alba. Y seguiré tu receta paso a paso. Cuando te he copiado (como con los calamares a la plancha) el resultado ha sido todo un éxito. Gracias por compartir, guapetona.

      Besos.

      Eliminar
    3. Jaja, ¡Gracias!..

      Un abrazo grande bonita

      Eliminar
  16. Qué oriental vienes hoy! Las verduras en el wok quedan crujientes y conservan muy bien el sabor y las vitaminas.
    Pero qué bien lo has explicado y qué plato tan apetitoso te ha quedado.
    Besos guapetona.

    ResponderEliminar
  17. Hola Alba. Una receta estupendamente explicada, fotografiada y relatada. Con todas las verduras que lleva, hechas en el wok creo que tienen que estar estupendas y de remate esos fideos que he probado en alguna ocasión y que tengo que decir que me gustaron.
    También tengo que decirte que algo laboriosa sí que es no? lo digo por el hecho de tener que ir por partes aunque realmente no se requiere mucho tiempo para cocinarlas. Resumiendo un plato muy rico y que me gusta.
    Como veo que tienes muchas recetas que no he visto, no doy abasto jj pasaré mañana para que se me haga la boca agua viendo las que me he perdido.
    Saludos
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta la cocina oriental Juan. He publicado solo dos recetas con esta, la primera fue una sopa vietnamita, pero he hecho muchísimos más platos. Incluso sushi con diversos productos.
      No sé si voy a seguir por aquí tanto tiempo como para poder ponerlo todo, cuesta bastante mantener el blog al día.
      No es una receta que tenga grandes dificultades lo que ocurre es que hay que cambiar un poco la manera de cocinar. Hay que tenerlo todo cortado y bien a la mano previamente para poder respetar los tiempos de cocción que es lo más importante. Posiblemente la primera vez que se hace un plato así la gente piense al ir elaborándolo que los alimentos van a quedar crudos. Porque efectivamente, al ir adjuntando cada uno de ellos con tan poco tiempo de diferencia el primero aún sigue bastante crudo. Pero al empezar por los de textura más dura hace que al final a éstos le hayas añadido el tiempo de todos los demás... Con lo cual TODOS desde el de más consistencia al más tierno quedan perfectamente al dente al finalizar la cocción.
      Gracias por ser tan fiel seguidor, no te preocupes por la frecuencia y esas cosas que estamos aquí para divertirnos.
      Un abrazo grande.

      Eliminar
  18. Me encanta la cocina oriental, y los fideos salteados en el wok quedan riquísimos. Con tanta verdurita tienen que estar riquísimos.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  19. Que de saveurs dans ce plat. Il doit être délicieux.
    A bientôt

    ResponderEliminar
  20. Wonderful items from you, man. I've have in mind your stuff previous to and you're just extremely
    wonderful. I actually like what you've got here, really like what you're stating and the way by which you are saying
    it. You're making it entertaining and you continue to take
    care of to stay it sensible. I cant wait to read far more from you.
    That is really a terrific website.

    my web-site ... Christmas Present

    ResponderEliminar
  21. Me chiflan estas recetas asi orientales, a la tuya no le falta de nada, toda una delicia!!!!
    Besinesssssssssssssss

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y observaciones. Todos y cada uno de ellos son bien recibidos, y tenidos en cuenta. Gracias también por tener la generosidad de transmitir a través de vuestros blogs todos esos conocimientos que me han sido tan útiles para mejorar, y seguir aprendiendo.
También mi más sincero agradecimiento a todos esos anónimos aficionados a la cocina que dedican parte de su tiempo a ver mis recetas. Espero que la visita les pueda ser de utilidad.
Un beso, y un abrazo grande a todos.