martes, 3 de enero de 2017

Galletas de canela y chocolate





Invierno y domingo por la tarde. Parece que el día no vaya a dar más de si pero si se tiene a mano una receta de galletas, fáciles de elaborar, seguro que no perdéis la oportunidad de poneros manos a la obra. Si hacer galletas resulta divertido, poder disfrutarlas junto con una buena taza de te o café con leche es lo mejor de lo mejor.

La delicia de hoy la encontré en el Blog: La Cuina de la Mesilda. He conservado las mismas cantidades en los ingredientes pero no así el diámetro ni la manera de trabajar la masa.También he alargado el tiempo de cocción para que resulten más crujientes. He usado chocolate de barra, en lugar de perlas, porque es el que tenía en casa.

En este caso hago una excepción al mostrar mi trabajo puesto que he usado las fotografías directamente del móvil, tal cual, sin buscar un angulo más bonito o un escenario algo más glamuroso. Quería montar una cajita de galletas para regalar y estaba probando la mejor manera de presentarlas, eso es todo...



Ingredientes

2 yemas de huevo
1 cucharadita de extracto de vainilla
2 cucharadas de agua
150 g de mantequilla pomada
100 g de azúcar glass
300 g de harina tamizada
1/2 cucharadita  de levadura química (2,5 g)
Una pizca de sal
1, 1/2 cucharadita de canela en polvo
100 g de chocolate negro troceado



Mezclar en un cuenco las yemas de huevo, a temperatura ambiente, junto con el extracto de vainilla y el agua.

En otro cuenco a parte mezclar, con las varillas o la batidora, la mantequilla en pomada y el azúcar glass hasta obtener un compuesto cremoso. Añadir las yemas de huevo avainilladas y mezclad de nuevo hasta su total incorporación en la crema.

Mezclar la harina y la levadura con la sal y la canela. Tamizar sobre el compuesto cremoso. Remover todo cuidadosamente con una espátula solo hasta que se integre sin trabajar la masa demasiado.

Finalmente incorporar el chocolate troceado a cuadraditos pequeños.

Dividimos la pasta en dos de manera que obtengamos dos cilindros de 2 cm de diámetro.

Envolver en un film transparente y los dejaremos enfriar en la nevera por espacio de una hora como mínimo. Reserve la mitad para hornear al día siguiente y estaban igual de ricas.

Precalentad el horno a 170º 

Cortar la masa en rebanadas de 1 cm de grosor. Si deseáis que tengan alguna otra forma este es el momento de elegir el corta masas que más os guste procurando que no exceda el diámetro del cilindro. 

Cubrir la base de la bandeja con papel para hornear y colocar las galletas a una cierta distancia unas de otras para que al aumentar no se peguen entre si.

Hornear durante 30 minutos, o hasta que las veáis doradas. Enfriar sobre una rejilla.







Si os gusta el coco, animaros con estas otras galletas. 


¡Qué las disfrutéis!




4 comentarios:

  1. Que ricas Alba!! nos encantan las galletas y desde luego pienso hacerlas, besos.

    ResponderEliminar
  2. Hola Alba !
    Primero que nada desearte un Feliz Año !
    Opino lo mismo que tú, la combinación de galletas más invierno , tiempo lluvioso y frio , van de la mano y no hay nada más reconfortante que hornear y degustar después.
    Te han quedado fabulosas , el sabor ya me lo puedo imaginar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Canela y chocolate... ¡menuda combinación! Además son tan bonitas ¡lo tienen todo!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  4. Hola Alba. En primer lugar te deseo un muy feliz 2017. Espero que hayas pasado unas estupendas fiestas de Navidad y que por último los Reyes Magos te hayan traído muchos regalos.
    Galletas no suelo hacer mucho pero es en estas fechas cuando pruebo a hacerlas aunque siempre son las mismas ya que mi hija es quien las hace.
    Me guardo tu receta porque creo que estas que has hecho deben estar muy ricas, de esa forma procuraré cambiar eso si me dejan jj.
    Unas galletas estupendas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y observaciones. Todos y cada uno de ellos son bien recibidos, y tenidos en cuenta. Gracias también por tener la generosidad de transmitir a través de vuestros blogs todos esos conocimientos que me han sido tan útiles para mejorar, y seguir aprendiendo.
También mi más sincero agradecimiento a todos esos anónimos aficionados a la cocina que dedican parte de su tiempo a ver mis recetas. Espero que la visita les pueda ser de utilidad.
Un beso, y un abrazo grande a todos.