viernes, 16 de enero de 2015

Crema de berberechos




No se necesita mucho para hacer un entrante apetitoso a la vista sin dejarnos en él todo el presupuesto. 

Para la crema he usado las hortalizas que habitualmente tengo en casa, además de un caldo de pescado simple, hecho con 1 l de agua, sal, la cabeza y la raspa de una merluza y de un gallo, cebolla, la parte verde del puerro, y una hoja de laurel; al que le he añadido el agua resultante de abrir los berberechos...

Ingredientes para 6/8 raciones como las de la fotografía

Caldo de pescado 
300 g de berberechos
300 g de calabaza
2 zanahorias medianas frescas
1 cebolla mediana
2 dientes de ajo grandes
1 puerro grande (solo la parte blanca)
1 cebolleta de verdeo entera (tallo incluido bien limpio) 
Pimienta blanca (imprescindible)
Sal
Aceite de oliva

Antes de utilizar en un plato cualquier tipo de almeja, o berberechos como es el caso, debemos ponerlas en un recipiente cubiertos con agua fría y sal durante dos horas, como mínimo, para ayudar a que expulsen toda la tierra que pudieran contener. A continuación reservar en la nevera y antes de utilizar enjuagar y escurrir bien.

Poner los berberechos en un recipiente con un dedo de agua. Tapar, y llevar a ebullición una sola vez. Remover, para que el calor llegue a todos. Cerrar el fuego y tapar de nuevo durante 1/2 minuto para que el vapor acabe de cocinarlos. No los dejéis más tiempo porque se secarán. A continuación escurrir conservando el agua. Si ésta contuviera tierra, colar y reservar solo el jugo limpio.

En una sartén o cazuela sofreír todas las hortalizas. Primero la cebolla, puerro, cebolleta y ajos a laminas. Cuando se empiecen a pochar añadir la calabaza y las zanahorias. Condimentar con sal y pimienta blanca. Esta especia le queda muy bien a la crema de berberechos.

Añadir el caldo de pescado, solo hasta cubrir y hervir.

Poner la mezcla en la batidora y triturar. Añadir poco a poco el caldo restante hasta conseguir la textura que más os guste. Rectificar de sal y pimienta. Se puede pasar la crema por el chino si la queréis más fina.

Sacar los berberechos de las conchas y distribuir en los vasos o recipientes que hayáis preparado. Con tres en cada vasito será suficiente. Verter la crema en ellos. Se puede tomar caliente, tibia, o del tiempo. De las tres formas está buena.




8 comentarios:

  1. Hola Alba. Si la anterior receta me encantó esta crema que has preparado ha conseguido que la boca se me haga agua. Me encantan los berberechos aunque lo cierto es que utilizo más chirlas pero ni unos ni las otras las he preparado de esta forma. Leyendo como la has hecho ya sabe uno lo que se va a encontrar al probarla, una delicia. Un caldo que con esas verduras hará una crema exquisita y unido a los berberechos será una tentación.
    Que tengas un estupendo fin de semana.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Holaaa te había perdido!! dónde has estado corazón jejejeje. Te he echado de menos. Dice Juan que la entrada anterior le gustó mucho y yo no la he visto, me voy a curiosear.
    Bienvenida y muchos besicos

    ResponderEliminar
  3. Una crema que ha de tener muy buen sabor, un entrante perfecto para estos días fríos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. hola Alba que tal como estás espero que muy bien, que tal las fiestas, te deso lo mejor para este año.
    esta cremia de lujo, tiene que estar buenísima.
    un beso guapa

    ResponderEliminar
  5. Que delicia Alba....una crema asi siempre viene bien!....no habia venido asi que aprovecho de desearte lo mejor para el 2015!.......Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  6. Hola, a mi me pasa lo mismo, no veia tu blog.
    Esta crema me ha gustado mucho, asi que me la llevo, bssssss.

    ResponderEliminar
  7. Hola yo de lo último que he probado ha sido el rodaballo de vivero pelado y fileteado. Primero se pela luego se filetea y se cocina así sin espinas y sin piel frito está riquísimo.

    ResponderEliminar
  8. ¡Hola!.. Me gusta muchísimo el rodaballo. No lo he comido como dices pero lo voy a probar. En casa siempre lo tomamos troceado, rebozado en un poco de harina de trigo y luego frito.
    ¡Gracias por tu aportación!

    ResponderEliminar

Gracias por vuestros comentarios y observaciones. Todos y cada uno de ellos son bien recibidos, y tenidos en cuenta. Gracias también por tener la generosidad de transmitir a través de vuestros blogs todos esos conocimientos que me han sido tan útiles para mejorar, y seguir aprendiendo.
También mi más sincero agradecimiento a todos esos anónimos aficionados a la cocina que dedican parte de su tiempo a ver mis recetas. Espero que la visita les pueda ser de utilidad.
Un beso, y un abrazo grande a todos.